El mangú

El mangú es un delicioso manjar compuesto por plátanos verdes machacados delicadamente mientras se les agrega agua con sal en la que han sido hervidos, mantequilla o leche, en muchas ocasiones los tres, para darle suavidad. El mismo puede estar acompañado con huevos fritos, revueltos o hervidos, queso, salami, aguacate, muchas veces con dos o más de los anteriormente mencionados, y para finalizar una porción de exquisitas cebollas sofritas.

El mangú adquirió fama internacional en el año 2013, cuando el equipo dominicano se coronó campeón del Tercer Clásico Mundial de Béisbol. Los jugadores de la selección dominicana atribuyeron su victoria a la energía que obtenían del mangú, surgiendo así el slogan “plátano power”.

 Origen del mangú

El mangú tiene su origen en la región del Congo, donde sus habitantes machacaban el plátano hervido, los cuales vinieron a la isla durante los procesos del comercio de esclavos. La palabra original “mangusi” se refería a casi cualquier raíz vegetal que se haya hervido y hecho puré.

Según creencias populares, la palabra “mangú” proviene de la época de la primera invasión norteamericana al país (1916-1924); cuando los norteamericanos probaron por primera vez este magistral plato exclamaban la siguiente expresión: “man, good!” que traducido al español significa: ¡hombre, qué bueno¡, y ya que los dominicanos no tenían dominio del idioma ingles, lo interpretaron como “mangú”. Lo que no se conoce es cómo se llamaba este plato antes de la fecha citada.

 

Independientemente de su origen o con que se acompañe, debemos sentirnos orgullosos del mangú, ya que forma parte no solo de nuestra gastronomía, sino también de nuestra identidad cultural.